lunes, 5 de septiembre de 2011

puertas abiertas

En los últimos años se está poniendo de moda en las grandes capitales y cada vez en más ciudades los días y las jornadas de puertas abiertas, las noches en blanco, el día o la noche de los museos gratuitos... ocasiones que ofrecen la oportunidad de visitar algunos de los edificios más interesantes de todas las épocas y otra manera de hacer accesible la cultura y una realidad a todos. Yo estuve en museos, en bibliotecas, librerías en algunas de éstas ocasiones y son buenas oportunidades para conocer una realidad de manera distinta.

En algunos, se puede disfrutar de una visita guiada, música en vivo o exhibiciones; o curiosear al propio ritmo. Una vez que entras habrá que dejarse sorprender y ver desde otros puntos de vista.

Y me preguntaba si nos abrimos a otras cosas más allá de las que conocemos, de las que habitualmente hacemos, a nuevas actividades, a modos diferentes de relación, de conocimiento, de mirar la realidad de maneras distintas y dejarnos interpelar por ella.

¿Nuestra vida es una puerta abierta? ¿Somos puertas abiertas para otros?