martes, 26 de marzo de 2013


A prueba de uno mismo con ese pensamiento reincidente que invita a aflojar. Días en los que quisieras tener un saco de boxeo y pegarle sin parar. Sí, hay horas bajas. Es importante no pasar de largo de tu dolor sino te lo encontrarás más tarde y te costará el doble que ahora mismo. Tenemos tal cúmulo de distracciones, deseos, vanidades... Cuesta echar freno, separar, desembrollar... ¿Será posible desprenderemos de inercias, escepticismo, lo ya sabido, la sensación de que nada cambia o puede cambiar?

                               "Si ya no te puede ir peor... Espera que sople el viento a favor" 
(Enrique Bunbury)

Esperar, no querer correr. Cada cosa a su tiempo. Ayuda respirar hondo, tomar aire, suelta y llora, un habla y escucha, un calla y contempla... un rato con Dios si es en quien descansa, una petición de cariño si te da consuelo, vive más despacio si te ayuda, paciencia con tus ritmos, respeta el desaliento, pero no le des rienda suelta ni tanta cancha, que se apodera de todo muy rápidamente.
 
Supera la terrible indiferencia del "no me importa, da igual"atravesando excusas protectoras. Hace falta valentía, no esa de los héroes de historieta sino la que hace posible el amor, rescata esa confianza y apuesta por ella como valor en alza.

Agudiza la creatividad y el ingenio, piensa, discurre, como un artista que está pendiente de su creación, tendrás que perseguir intuiciones y desechar mil bocetos hasta crear algo: lo mejor de ti mismo. 

¿Aún no has descubierto que eres rico para darte a manos llenas? Nuestras vidas hablan. Más que con palabras con la forma en que actuamos, reímos, caemos, nos levantamos, tratamos a los demás...  

"A veces sentimos que lo que hacemos es tan solo una gota en el mar, 
 pero el mar sería menos si le faltara una gota." (Madre Teresa de Calcuta)

Hay gente que quiere pero siempre tiene un "pero"... Dicen que al final de la vida nos preguntarán por el amor... me preguntarán, te preguntarán si hemos amado
 
"Los amores cobardes no llegan a amores ni a historias, se quedan allí..."
(Silvio Rodríguez)

De golpe un soplo de esperanza, de fe, y ¿por qué no? de exigencia. Una sacudida... Una invitación a repensar en las propias opciones.
 
Martes y avanzando, sigo buscando... 

Autores tuiteros varios